El ocaso de Digg


He leído hoy en Techcrunch que Digg está pasando por muy malos momentos y que el número de sus usuarios se ha reducido un 30% los últimos meses.

Para quien no lo conozca, Digg es un sistema de agregación de blogs priorizando los posts en función de los votos de los usuarios. Esto es, cuando a un usuario le gusta un post, lo enlaza en Digg, y en función de si otros usuarios lo votan o no, el post va subiendo posiciones. Digg ha sido a nivel mundial uno de los métodos para ver más recompensada la labor de un blogger, ya que si la noticia adquiría relevancia en Digg, entonces el blog lograba unas cuotas de entradas mucho mayores que las habituales. Meneame en España se creó siguiendo el esquema básico de Digg.

Que Digg pierda cuota de usuarios parece indicar que el fenómeno blog está decayendo. A dónde se ha ido toda esa gente? La explicación parece encontrarse en la misma noticia; incluso Kevin Rose, el fundador de Digg parece estar disminuyendo su uso de Digg, y sin embargo está 26 veces más activo en Twitter.

Se podría pensar que la gente está migrando del blogging al microblogging. Es esto así?

No tengo los datos, y en primera instancia podría ser así, y la gente estar migrando a Twitter porque ahora es  lo más “in”. Sin embargo, yo creo que lo que realmente está pasando es símplemente que Twitter da más libertad al lector que la que dan Digg o Menéame. En estos últimos, es el grupo “en abstracto” el que decide qué merece la pena ser leído. Con Twitter, eres tú mismo el que decides a quién seguir y a quién no (muchas veces siguiendo las recomendaciones de tu círculo cercano), o decidir en tiempo real qué temas te interesan.

Se podría pensar que la gente está dejando de crear contenidos (blogs) y que prefieren retwittear que es más rápido, más sencillo, y genera similar o mejor relevancia. Sin embargo yo creo que los proveedores de contenidos siguen estando ahí, en los blogs, porque les permite extenderse más allá de los 140 caracteres. Twitter es, sin embargo, la nueva forma de interrelacionar proveedores y consumidores de contenidos.

¿Van a desaparecer Digg y Menéame? Eso es mucho decir. Sin embargo, lo que está claro es que ahora tienen una competencia feroz con Twitter. Siguen teniendo la ventaja fundamental de que son ideales para lectores “cómodos” que sólo quieren recibir puntualmente una serie de noticias de forma pasiva. Ahora bien, tienen la desventaja de que tienen un público potencial menor, por lo que aquellos “puntuadores de noticias” que sólo buscan la relevancia personal, van a ir pasando a Twitter.

Esta entrada fue publicada en novedades. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s